La Inteligencia Artificial ya llegó al presente

Hoy la AI es una forma masiva de llegar a nuestros clientes de forma personal, por más que suene como un oxímoron. La percepción que tendrán los consumidores, es que mejora la calidad de atención, llevando su satisfacción a un punto óptimo.
la inteligencia artificial ya llego al presente

“Sólo la renovación puede mantener, el que se queda parado, se retrasa.”
Everhardus Johannes Potgieter (1808-1875) Escritor holandés.

Muchas personas se quedaron con la idea de Inteligencia Artificial (AI), de la película de Steven Spielberg. Pero eso fue solo una parte de lo que nos puede brindar en un futuro más o fantasioso. Así como hace algunos años era impensado poder tener una video conferencia con un teléfono celular. Hoy ya la estamos usando, casi sin darnos cuenta. ¿O con quien creen que interactuamos al hablarle al celular diciendo  “OK Google quiero escuchar la canción Despacito en YouTube” y en 5 segundos comienza a cantar Fonzi?

Hoy la AI es una forma masiva de llegar a nuestros clientes de forma personal, por más que suene como un oxímoron. La percepción que tendrán los consumidores, es que mejora la calidad de  atención, llevando su satisfacción a un punto óptimo, tanto en eficiencia como en calidad de los beneficios.

Amazon es una pionera en automatizaciones que ayudan a sus consumidores a estar totalmente actualizados en relación a lo que puede ofrecer y a lo que se compra en todo el mundo. Este sistema mejora la entrega, tecnologizar las devoluciones, así como administra el stock.

Los estudiosos a nivel mundial, detectan que las Empresas que venden a usuarios finales, deben mejorar la relación directa con sus clientes. Evitando intermediarios que mediatizan la comunicación. La Inteligencia artificial, puede usar los datos de los clientes, por ejemplo de sus compras anteriores, para realizar tanto recomendaciones, como poder crear productos personalizados. Por ejemplo, si hoy en dia buscamos vestidos de fiesta en Mercado Libre, el resto de la semana, cada vez que abramos el Facebook veremos en los laterales de la pantalla, anuncios comerciales ofreciéndonos justamente de vestidos de fiesta. El cibermundo empieza a conocernos y nos trae las pantuflas a la puerta de calle,  como lo hace nuestro perro.

Hay góndolas que detectan la falta de productos y avisan al depósito la necesidad de ponerlos. Si nota además, que en la sucursal no hay disponibilidad, automáticamente hace el pedido a la Central para que lleguen por la tarde, o al otro dia a la mañana. Esto mejora las ventas, dado que se evita que el público deje de comprar por no tener existencia de producto. En Keengo trabajamos con RFID que le permite replicar este proceso en su cadena de Locales.

Esta revolución inteligente avizora que el futuro será una relación armónica y casi simbiótica entre robots y humanos. ¿O que sentimos cuando nos olvidamos el smartphone en casa?. No es fácil, pero se está creando un proceso equilibrado entre la AI y la interacción humana. Hay tiendas en Europa que poseen sistemas de cámaras IP que trabajan con detección de rostro, los cuales cuando una clienta que ya ha comprado en algún local de la Cadena entra, la saluda por su nombre de pila y de forma verbal le comenta sobre las nuevas tendencias que puede adquirir, basadas en el gusto teniendo en cuenta sus compras anteriores. En Argentina se está comenzando a detener delincuentes, a través de la detección de rostro. Solución que también puede ofrecer Keengo a Municipalidades y Cadenas Minoristas.

Igualmente, el 60% de los consumidores prefiere interactuar con un humano antes que con un robot, por eso una vez planteada las alternativas e informada la persona sobre las últimas tendencias, inmediatamente será abordada por un especialista en atención al cliente, para continuar con el asesoramiento.

Una importante marca de maquillajes, en este momento está aprendiendo información sobre sus consumidoras, para armar perfiles que permita ofrecer maquillaje personalizado, teniendo en cuenta el tono de piel de las clientas. De esta forma se evita que la persona pierda tiempo en analizar toda una gama de colores que no se adaptan a su estética. Al haber menos opciones se elimina la parálisis provocada por excesiva variedad y ayuda a la compra. Más de una vez nos pasó de querer comprar un sistema de audio y descubrimos que poca cosa es más frustrante, que encontrar 10 marcas similares con productos muy parecidos y precios practicamente identicos. Volviendo al mundo de la cosmética, la base de datos que hablamos permite por ejemplo, basados en el color de lápiz de labios elegido, ofrecer recomendacione automáticas pero coherentes y armónicas con esa persona.

En EEUU, se trabaja con un soft que diferencia a los compradores por sexo y hace que los anuncios publicitarios varían de una persona a otra en solo segundos, mejorando en un 85% de exactitud la llegada del mensaje, ya que puede además detectar cinco tipos de estados de ánimo.. Como si fuera poco tiene un  mínimo margen de error de casi 5 años para determinar la edad de los transeúntes. Este tipo de anuncios en lugares como las calles de Japón que están llenas de anuncios que pugnan por llamar la atención, es la diferencia que  hace que una Firma gane o pierda la atención de las miles de personas que pasan por allí diariamente. La AI es la mano derecha de esta cambio tecnológico que permite mejorar tanto la precisión como la llegada del mensaje.

Resumiendo: El poder canalizar los datos de los clientes de forma sistematizada, ayuda a crear anuncios personalizados, permitiendo humanizar la experiencia on line, lo cual beneficia incluso a los locales físicos (por ejemplo de un Shopping). Además se mejora la velocidad de la atención. Algunos creen que esta tecnología servirá para reemplazar a los empleados, muy por el contrario. Se los sacara de las tareas más tediosas y rutinarias, permitiendo gracias a la AI ayudar a ampliar el universo laboral.

Artículos Relacionados